• Vida y Deportes

Los Gophers dan 'hachazo' a los Wisconsin Badgers

La última vez que los Gophers ganaron el Axe de Paul Bunyan fue en 2003 y la última vez que ganaron un juego en Madison fue en 1994. Ha habido juegos en los que Minnesota ha liderado en el medio tiempo, ha habido juegos en los que el juego parecía estar a la mano, pero los Gophers han encontrado una manera de perder esos juegos durante 15 años.

Pero el sábado fue diferente. Los Gophers ejecutaron en todo momento y cometieron menos errores que Wisconsin para lograr la mayor victoria para Minnesota en mucho tiempo.


Minnesota lideró 23-7 al inicio del 4º cuarto, pero los fanáticos de los Gophers sabían que podían pasar muchas cosas y el juego estaba muy lejos de haber terminado. A pesar de que marcharon por el campo con una serie de 14 jugadas que consumieron más de 9 minutos de reloj y terminaron fallando un gol de campo por parte de Emmit Carpenter.

Pero en la segunda jugada de una posesión clave de los Badgers, los Gophers recuperan un balón suelto a través del defensivo Thomas Barber. Y en la primer jugada, Bryce Williams lleva el ovoide 23 yardas para una anotación de los Gophers y de esta manera sellaban un triunfo histórico.

Este era un juego donde Minnesota estaba en control en todo momento. En cada turno, cuando parecía que el impulso estaba a punto de cambiar, convirtieron una enorme tercera oportunidad o hicieron una parada clave para recuperar el control del ovoide.

La unidad ofensiva de Wisconsin llegó al final del segundo cuarto con una anotación precedida de una avance de 76 yardas en 59 segundos para poner el marcador 17-7 en la mitad.


Pero la defensa de Gopher dominó a Wisconsin al comienzo del 3er cuarto y la ofensiva de los Gophers convirtió dos goles de campo de Emmit Carpenter. Con la ventaja extendida, Wisconsin se vio obligado a presionar y la defensa Gopher capitalizó con 3 pérdidas de balón en la segunda mitad.

Las pérdidas de balón han matado a los Gophers todo el año. Pero en el juego contra Wisconsin forzaron 4 pérdidas de balón mientras la ofensiva no regalaba ninguna.

Mohamed Ibrahim corrió el ovoide si fuera un jugador de clase superior que estaba cansado de perder contra los Badgers. Pero el estudiante de primer rompió tacleadas, llevándose defensores y corrió para 121 yardas y un touchdown. Luego, en el último cuarto, fue el show de Bryce Williams cuando este estudiante de primer año terminó con 50 yardas por tierra y 2 anotaciones.

Defensivamente, los Gophers entraron en el juego con 3 seniors de inicio. Blake Cashman, posiblemente el mejor jugador defensivo del equipo, fue expulsado a principios del segundo cuarto. Jacob Huff se lesionó en el tercer cuarto. Y la unidad terminó el juego con Gary Moore como único abridor principal del equipo, con Julian Huff jugando para el lesionado Cashman.

Pero esta unidad fue excelente al permitir solo 2 touchdowns, una de ellas sin ningún significado.

Una fantástica victoria para el programa Gopher que trae a casa un trofeo de acérrima rivalidad y se gana la posibilidad para un juego de postemporada.



© Proudly created by Vida y Deportes 2018