• Vida y Deportes

No aprovecharon la ventaja y el Dynamo le saca un empate a los Loons

Después de que sus dos últimos juegos contra el FC Dallas y luego contra el Chicago Fire FC fueron pospuestos por pruebas COVID-19 positivas y no concluyentes, respectivamente, los Loons se encontraron en el Allianz Field después de casi dos semanas sin un juego, pero también inactivos durante gran parte de ese tiempo. Con poco estado físico, se enfrentaron a un equipo del Houston Dynamo con poco descanso pero desesperado por subir en la clasificación. Mientras que el Minnesota United se adelantó en el marcador con un doblete de Ethan Finlay, el equipo no pudo contener el lado agresivo del Dynamo que encontró su propio par de goles en la segunda mitad para arrebatarle un empate al equipo local.


Los Loons abrieron el marcador cuando el delantero Kei Kamara lanzara el balón maravillosamente al mediocampista Robin Lod por la banda izquierda y envió un largo pase a Ethan Finlay quien recibió el balón por la banda derecha y su disparó se incrustó en la esquina superior izquierda de la portería de Houston para dar a los Loons una ventaja de 1-0.

En el minuto 15, el mediocampista Osvaldo Alonso, que regresaba de una lesión y estaba activo por primera vez desde septiembre, sustituyó a Dotson que salió lesionado. En el minuto treinta, Finlay encontró el fondo de la red una vez más para completar su doblete. El mediocampista Jacori Hayes hizo un hábil giro alejándose de un defensor, abriendo el campo y colocándolo adelante para que Finlay cortara en diagonal a través de la línea de fondo. Finlay remató con la zurda y superó al portero Marko Maric para poner el 2-0.


Una vez más, los visitantes no estaban dispuestos a tumbarse y dejar que Minnesota los dominara, sin embargo, alineando oportunidades y ganando la batalla de posesión en general en la primera mitad. En el minuto 34, estuvieron a punto de atrapar un balón cuando el delantero Mauro Manotas golpeó el poste después de disparar un tiro que apenas desvió el arquero Dayne St. Clair.

Para comenzar la segunda mitad, Houston colocó en el terreno de juego a Niko Hansen por el extremo Ariel Lassiter, una sustitución fortuita, como resultaría para los visitantes. En el minuto 59, el Dynamo le dió a Minnesota una muestra de su propia medicina en el contraataque tras una equivocación en el mediocampo. Hayes le dio la vuelta a la pelota y el Dynamo recuperó la pelota y encontró en su camino a Memo Rodríguez en el lado derecho y disparó un tiro más allá de St. Clair para reducir el déficit a la mitad.


El gol le dio a Houston una inyección de energía y también pareció quitarle el viento a Minnesota. A partir de ahí, los Loons se quedaron atrapados en el juego de Houston pasando con fuerza y ​​luego presionando agresivamente cada vez que perdían la posesión. Con la esperanza de contener la hemorragia, el entrenador Adrian Heath puso al mediocampista Marlon Hairston en sustitución de Finlay, dándole al equipo una formación 4-3-3 más defensiva, y también trajo al delantero Aaron Schoenfeld por Kamara.


Pero el Dynamo no bajo los brazos y en el minuto 83, Niko Hansen pateó el empate a quemarropa después de que Houston una vez más encontró espacio para crear una jugada de gol. Con Houston quedándose sin gasolina después de un calendario comprimido y Minnesota luciendo agotado después de perderse muchos entrenamientos regulares durante la última semana y media debido a problemas de coronavirus, ninguno de los equipos parecía tener suficiente energía para buscar el triunfo y ambos equipos se conformarían con un empate que les dio un punto. Ahora los Loons tendrán una semana regular de entrenamiento para prepararse para un viaje a Cincinnati el próximo fin de semana.



© Proudly created by Vida y Deportes 2018