• Vida y Deportes

Otra victoria para los Loons y obtienen la cima de la Conferencia del Oeste

Hace apenas 11 días los equipos de Minnesota United y FC Dallas se enfrentaron en Texas y fue el equipo local quien se llevó el triunfo de manera fácil y contundente; sin embargo, la historia fue completamente diferente anoche en el Allianz Field. Los Loons tuvieron la oportunidad de abrir el marcador en el minuto 11 con un gol de Mason Toye.


Después del gran gol de Kevin Molino, el FC Dallas descontó a través de Ricardo Pepi poco antes del descanso. Un gol de penalti por parte de los locales abriría la puerta para ampliar el marcador, pero otro gol de Dallas obligó al Minnesota United a soportar un bombardeo ofensivo de los visitantes durante los últimos 10 minutos de juego. Afortunadamente el equipo local pudo superar los embates de Dallas y se pudieron quedar con los tres puntos y de paso quedarse con el primer lugar de la Conferencia del Oeste junto a su próximo oponente, el Sporting Kansas City.

Minnesota United comenzó el juego con miras a poner a prueba al portero del FC Dallas, Kyle Zobeck, logrando su primera aparición como titular en la MLS en lugar del lesionado Jimmy Maurer. En los primeros 10 minutos, Minnesota tuvo mucho peso en el ataque con el mediocampista Jan Gregus teniendo una oportunidad de gol en el tercer minuto de juego, y luego el mediocampista Emanuel Reynoso disparó un tiro libre que por poco lo convierte en gol en el minuto 7.

Los Loons no tendrían que esperar mucho para que su arduo trabajo valiera la pena. En el minuto 11, el defensor del FC Dallas Ryan Hollingshead envió un pase que fue cortado por el mediocampista del Minnesota United, Robin Lod, este encontró al delantero Mason Toye, quien aceleró para luego disparar de zurda para que el balón se fuera entre las piernas de Zobeck y abrir el marcador, poniendo al Minnesota United arriba 1-0.


Los Loons parecieron asentarse y sentirse cómodos, encontrando mucho espacio entre las líneas y tiempo para hacer que las cosas sucedieran a la ofensiva. En el minuto 28, Lod encontró a Reynoso en el borde del área. El argentino abrió su pase para el lateral Romain Metanire, quien envió un centro a Kevin Molino que, sin dudarlo, remató de derecha para enviar el balón al fondo de la red y lograr incrementar la ventaja para Minnesota 2-0.

A través del segundo gol, los Loons podían presumir de casi el 65% de la posesión, una diferencia ofensiva con consistencia y creatividad, debido en gran parte al trabajo de Molino, Reynoso y Lod en el mediocampo.

Sin embargo, a medida que avanzaba la primera mitad, el FC Dallas encontró su equilibrio y el Minnesota United comenzó a relajarse un poco. Como resultado, llegaron más oportunidades para los visitantes y en el minuto 42, el defensa Bryan Reynolds cruzó su pase para encontrar al delantero Ricardo Pepi frente a la portería. Pepi se enredó con el defensor José Aja, pero cuando se fue al suelo, logró conectar su disparo y venció al portero Dayne St. Clair para poner a Dallas en el marcador. Los equipos se dirigieran a los vestidores con la ventaja todavía de 2-1 para los Loons.


Las cosas se pusieron un poco difíciles al comienzo de la segunda mitad cuando Dallas decidió enfocarse en tener un juego de forcejeo físico y darle más volumen a su ofensiva. Pero fueron los Loons quienes realmente generaron jugadas de peligro con disparos que salieron por encima del travesaño o que se estrellaron en el poste, y finalmente consiguieron su tercer gol desde el punto de penalti después de que Lod conectó su pase a Metanire en el área y el defensa fue derribado por detrás. Molino consiguió su segundo gol de la noche al cobrar el penalti de forma excelsa al vencer al arquero Zobeck con un disparo por en medio de la portería.

Sin embargo, los visitantes no se darían por vencidos y tras un tiro de esquina en el minuto 77, el suplente Santiago Mosquera lanzó un tiro que St. Clair intentó detener con una mano, pero no pudo evitar que todo el balón rebasara la línea de meta y Dallas consiguió el gol del descuento.

Durante los siguientes minutos, Minnesota hizo todo lo posible por mantener el resultado, pero las cosas se complicaron cuando Romain Metanire recibiera una tarjeta roja en el minuto 82. Con 10 hombres, Minnesota sufrió a la defensiva, y tuvo que sustituir a Kevin Molino por el defensor Bakaye Dibassy para obtener sus primeros minutos en la MLS. Los Loons pudieron soportar los últimos intentos de Dallas por empatar el marcador para finalmente sacar el triunfo por 3-2 para tres puntos más, y de paso conseguir el liderato de la Conferencia del Oeste.



© Proudly created by Vida y Deportes 2018